El hombre, en la superficie de la tierra, no tiene derecho a dar la espalda e ignorar lo que sucede en el mundo.

Fiódor Dostoievski (El jugador)

martes, 27 de noviembre de 2007

El Planeta (cómo darse un batacazo cósmico)

Pues sí, señores, allí me presenté, como Paco Martínez Soria saliendo de la estación de Atocha con la maleta atada con una cuerda. Lo escribí nada más vivir la experiencia, consciente de que el tiempo suele teñir con un barniz de subjetividad los recuerdos. Aquí podéis consultar todos los detalles escabrosos.
http://relatosjcg.blogspot.com/2007/11/crnicas-de-un-planeta-lejano.html

3 comentarios:

Sombras en el corazón dijo...

Bueno, finalmente la experiencia sirvió para algo. De carta de presentación por lo menos.
Todo tiene su momento. Cuestión de tenaz persistencia.
Un abrazo

Juan Carlos Garrido del Pozo dijo...

Al menos sirvió para que mi mujer pueda decir que ha cenado con la infanta cristina (a 40 metros y con una muralla infranqueable de guardaespaldas entre medias, menudencias sin importancia, sobre todo si no se cuentan)

Un abrazo.

Javier Pérez dijo...

De batacazo nada.

hay que jugar un décimo.

Si lo sabré yo...

saluuuuuuuud