El hombre, en la superficie de la tierra, no tiene derecho a dar la espalda e ignorar lo que sucede en el mundo.

Fiódor Dostoievski (El jugador)

martes, 3 de agosto de 2010

No todo tiempo pasado fue mejor

Acabo de leer una recopilación de cuentos de Aldecoa, la que hizo su viuda, Josefina Rodríguez, y, tras haber leído hace poco dos libros de Martínez Mena y una recopilatoria del genero de los años 40 a 70, llego a la conclusión de que, al menos en este país, sí que se ha avanzado notablemente en el género del cuento.

Y no es que escriba mal Aldecoa (Dios me libre de hablar mal de él) , sino que se limita a construir una serie de estampas costumbristas, es cierto que de gran colorido y contenido social, pero estáticas, carentes de la transición y el conflicto que caracterizan al cuento moderno.

4 comentarios:

Las hojas del roble dijo...

Me gusta Aldecoa, y a ti seguro que también

Sombras Chinescas dijo...

Justo lo que comentaba, Julio, es que no me gustaron demasiado.

Saludos.

Javier Pérez dijo...

El cuento de antaño se parece al cine de hoy.

No digo más...

Sombras Chinescas dijo...

... Ni menos.

Saludos.