El hombre, en la superficie de la tierra, no tiene derecho a dar la espalda e ignorar lo que sucede en el mundo.

Fiódor Dostoievski (El jugador)

viernes, 15 de abril de 2011

Si es que son todos iguales

¡Qué bochorno, rediós!

Pero imaginesen ustedes allí en mi lugar: rodeado de miles de chinicos, todos iguales ellos, con esos ojicos rasgados y esa sonrisa idéntica, que parece que viene de serie, y que no cesan de farfullar esa jerigonza que no hay Cristo que la entienda.

No es de extrañar que uno se líe y piense que un chino le ha dicho que invertirá 9.000 millones en las cajas de ahorros españolas, cuando lo que en realidad lo que le han dicho es que nueve chinos van fabricar mil millones de cajas, que si alguien en España quiere invertir en ellas sus ahorros.

Y es que cuando todo es tan igual a sí mismo, uno se acaba liando, claro, y luego esos periodistas son tan tiquismiquis que no le pasan a uno ni media. Ríanse ustedes, pero vénganse aquí y pásense todo el santo día comiendo arroz y haciendo y recibiendo reverencias, y verán ustedes si no se lían también.

Lo que si que es verdad es que invertir, sí que van a invertir. Al menos, a Sonsoles le ha dicho su prima Teresa, que no vive en piso oficial, que en su barrio todos los negocios los están comprando los chinos, aunque los condenados no sueltan prenda en lo que respecta a lo que les cuesta y, claro, así no hay cristiano al que le cuadren las cuentas, aunque estoy por mandar por allí a Pepiño, que a buen ojo no le gana nadie y enseguida nos echa la suma.

Por lo demás, la china mu bonica, pero enseguida se cansa uno de tanta muralla, que al final acaba siendo todo igual. Es lo que tiene el extranjero, todo muy grande y muy hermoso, pero, como en casa, en ningún lado.

Saludos.

Pepelu.

PD: apenas se nota que esta semana un servidor ha estado en Zaragoza.

6 comentarios:

No cogé ventaja, ¡miarma! dijo...

Por aquí por Sevilla, anda un chiste guarrete en el que al protagonista le pasa lo que a Zapatero, que termina diciendo: ¡me liao, me liao!
Que tengas una fenomenal Semana Santa, un abrazo

Javier Pérez dijo...

Cuento chino 2.0

:-)

Mery dijo...

O lo que es igual..."Un manto de la China-na-na te voy a regalaaar".
Una pena

Sombras Chinescas dijo...

Rafa:
Pues cuenta el chiste, hombre, y comparamos.

Javier:
Conciso y ajustado.

Mery:
Algo de verbena si que tiene esto.

Saludos a todos.

mujer prevenida vale por dos dijo...

En cuanto has dicho redios lo he sabido... y me he dicho, pero de dónde ha sacado la vena aragonesa?
ponte en youtube y mira a los de comando almogavar y te ries un rato

Sombras Chinescas dijo...

Hay localismos, amiga, contagiosos como un virus de gastroenteritis.

Saludos.